martes, 10 de febrero de 2009

Mural playa...



Este paisaje a tiras de una playa de Canarias, llevaba sin terminar un
montón de meses, hoy he querido sacarlo de su escondite y finalizarlo,
no sé como había que acabarlo pues aquel SAL no continuó, yo lo he
hecho a mi manera y no me desagrada.Lo he acolchado a mano sin seguir
ningún orden, he hecho lo que me ha parecido, y le he puesto de marco
una tela japonesa que me regalaron, eran restos de un kimono.

Tambien tengo que acabar un camino de mesa que estuve aprendiendo en un taller
de la feria de Creativa, a ese le falta poco.

7 comentarios:

corapensa.mjose dijo...

!Te ha quedado precioso! y el toque del marco japones una maravilla !enhorabuena

Blanca R.C. dijo...

Es cierto que en su día vi este SAL y me llamó la atención creo que lo hacia Ana y después lo vi en varios blogs y lo seguí por que me interesaba la técnica, también me extrañó que de repente dejara de verlo sin comprobar como se terminaba y pensé que la gente lo terminó y no lo mostró, pero es una pena por que me parecía un proyecto muy interesante, por lo que me alegro de que lo terminaras por tu cuenta.
Un beso.

Cor de Mel dijo...

Querida Carmen,
Que maravilha este trabalho!!
Beijinhos grandes e continuação de boa semana para si,
Lia.

Septiembre dijo...

Has rematado la faena estupendamente. Queda genial.
Saludos.
Mavi.

mitas dijo...

Pues para no saber como terminarlo, te ha queddo muy bien, el marco le da mucho realce

Amalia dijo...

¡¡¡Espectacular!!! Te ha quedado precioso.

Y el camino de mesa es muy original.

Enhorabuena por las dos cosas.
Besos.

Anapatch dijo...

Carmen, no es que dejara el sal a medias, es que me he quedado sin tiempo (cosas que pasan). De todas formas, el cielo era el último paso, ya que el marco y el acolchado es cosa de cada cual.
Desde que tenga un hueco pongo las fotos juntas de las que lo hayan finalizado.

Te quedó divino!